Durante la actual contingencia ocasionada por el Covid-19 las organizaciones deben preparar sus plataformas tecnológicas para mitigar los riesgos de seguridad informática generados por el acceso remoto.